3 de agosto de 2017
Los precios de alimentos y bebidas subieron un 2,1% en julio
Así lo indicó Diego Rubinzal, integrante del Centro de Estudios para el Desarrollo Económico Benjamín Hopenhayn de Santa Fe, que hace un seguimiento mensual de los aumentos en las góndolas. Advirtió que el último salto del dólar y los combustibles genera un piso de inflación para los próximos meses “cercano al 1,5%”.

En diálogo con Yo Te Avisé, Rubinzal precisó que “el número de julio nos dio 2,1%. Obviamente que tienen un impacto la variación del dólar y los combustibles y no es sólo un impacto que va a llegar en agosto sino también que se va arrastrando. Cuando se producen este tipo de aumentos no hay a veces un traslado inmediato sino que se hay aumentos de primera ronda y de segunda ronda. O sea, primero empiezan a aumentar algunas cosas y después le siguen otras. Genera una presión inflacionaria a futuro, un piso de inflación cercano a 1,5”.

Al respecto, explicó que “la magnitud del traslado a precios tiene que ver también con la vitalidad de la demanda. Como en este momento hay caída del consumo a veces no se traslada todo inmediatamente a precios sino que se espera a un futuro en que los vendedores consideren que pueden hacerlo”.

Y concluyó: “Independientemente de eso, hay algo que a esta altura está claro. Nosotros como centro de estudios habíamos proyectado a comienzos de año una inflación del 25% y las consultoras privadas planteaban que iba a ser un 17%. Hoy ya las consultoras privadas están diciendo 23%. Entonces la meta de inflación del gobierno es ya de cumplimiento prácticamente imposible”.



COMPARTIR:
Comentarios:
Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!
Escribir un comentario »








 


Solar de Radio - © 2018 - Todos los derechos reservados


RadiosNet